SIRE

SIRE
SERVICIO DE INFORMACION RADIO EMERGENCIA

miércoles, 30 de marzo de 2016

TRES MUERTOS EN ACCIDENTE DE AVIONETA EN MADRID

video
Habían partido de Sabadell (Barcelona) y se dirigían al aeródromo de Cuatro Vientos. Tenían entre 20 y 30 años y estaban acumulando horas de vuelo para sacarse la licencia de piloto
Tres hombres han muerto este mediodía al estrellarse una avioneta en el municipio madrileño de Perales de Tajuña, ha informado un portavoz de Emergencias 112-Comunidad de Madrid. El servicio de Emergencias ha recibido la primera llamada sobre las 14.05 horas de este miércoles, alertando del siniestro. La avioneta se ha estrellado a la altura del kilómetro 35 de la A-3 en el municipio de Perales de Tajuña. Se trata de una zona de canteras, entre Valdilecha y Perales, según las mismas fuentes.
La avioneta había partido del aeropuerto de Sabadell (Barcelona) a las 11.05 horas y se dirigía al aeródromo de Cuatro Vientos, en Madrid, donde tenía previsto aterrizar a las 14.05 horas. Según han informado fuentes de la investigación, ese era el plan de vuelo de la nave que ha sufrido el accidente, una avioneta de uso civil del modelo Cessna 172, de nueva generación y con tecnología digital, cuya matrícula es EC-JSM.
 En la avioneta viajaban tres personas, cuyos cuerpos han sido encontrados ya sin vida. Testigos del accidente, trabajadores de Perales del Río que estaban podando los olivares, han manifestado haber visto cómo se desprendía un ala del avión, antes de precipitarse contra el un árbol, a unos 800 metros aproximadamente del lugar del impacto. Después, una de sus alas se ha incendiado.


Vuelo de entrenamiento
Los tres ocupantes de la avioneta, que tenían entre 20 y 30 años, participaban en un vuelo de entrenamiento para acumular horas de práctica, según ha informado a Efe un portavoz del Aeroclub Barcelona-Sabadell. Uno de los ocupantes de la avioneta ya había finalizado la fase de formación, por lo que tenía la licencia de piloto profesional, mientras que los otros dos, que disponían de licencia privada, se preparaban para obtener el nivel profesional. Es decir, que estaban acumulando horas de vuelo dentro del programa de módulos conocido como «time building», según ha dicho el responsable del aeroclub.