SIRE

SIRE
SERVICIO DE INFORMACION RADIO EMERGENCIA

martes, 17 de julio de 2018

AL MENOS 23 HERIDOS EN UN BARCO TURISTICO POR EXPLOSIÓN DE LAVA VOLCANAICA EN HAWAI



Una explosión de lava volcánica ha golpeado este lunes un barco turístico que navegaba frente a Big Island en Hawái y ha herido a 23 personas en el peor incidente hasta el momento por la erupción del volcán Kilauea, según han informado las autoridades. 

Una mujer se ha roto la pierna después de que la explosión de lava volcánica alcanzara el techo del barco, según ha asegurado el jefe del batallón del Departamento de bomberos del condado de Hawái, Darwin Okinaka.

El barco pudo regresar a su puerto menos de una hora después y tres de los heridos han sido trasladados a un hospital local en ambulancia, según Okinaka. Entre nueve y diez personas con lesiones menos graves han sido trasladadas al hospital en vehículo privada y diez paramédicos han tratado a otras diez personas en el puerto, según han informado a Reuters.

El Departamento de Tierras y Recursos Naturales de Hawái (DLNR) ha afirmado que el barco era operado por Lava Ocean Tours, una de las compañías que ofrece excursiones diarios a los pasajeros para ver desde un barco la lava que sale del mar.

La policía estatal y local y el DLNR están investigando el incidente, que ha ocurrido poco después del amanecer cerca del extremo este de Big Island, donde hace 10 semanas el volcán Kilauea entró en erupción.

La distancia de la embarcación desde la orilla y desde el lugar de la explosión de lava no se conocía de inmediato, según las autoridades de incendios y defensa civil.

La mujer a la que se le ha roto la pierna, se encuentra en estado grave, según ha informado Okinaka. Los demás turistas heridos en el incidente han sufrido quemaduras leves y otras lesiones más superficiales.

lunes, 16 de julio de 2018

INTENSA TORMENTA DE GRANIZO Y LLUVIA GOLPEA PALENCIA

Un árbol de grandes dimensiones, arrancado y caído en la plaza Europa, entre los efectos de la tormenta

Una intensa tormenta de lluvia y granizo ha azotado a la capital palentina la pasada madrugada. La granizada, que comenzó a la 1 horas y se prolongó durante un cuarto de hora, tuvo inmediato efecto en algunos espacios públicos e inmuebles de la ciudad.

Entre los daños ocasionados por la tormenta, la plaza Europa ha sufrido la caída de un árbol de gran altura, un pino piñonero, que al desplomarte ha levantado las baldosas que estaban sobre sus raíces. También el parque del Salón presentaba esta mañana algunas ramas caídas de los árboles.

Los bomberos han tenido que efectuar cuatro salidas para achicar agua acumulada en algunos locales de viviendas, y también en el colegio de las Nazarenas, ubicado en la carretera de Burgos.


FUERTES LLUVIAS CAUSAN DAÑOS EN VARIOS PUNTOS DE CANTABRIA

El 112 ha gestionado 72 incidencias por las fuertes lluvias caídas anoche 

Esta mañana se han acumulado en apenas dos horas más de 22 litros por metro cuadrado en Santander

Las fuertes precipitaciones registradas anoche han provocado numerosas incidencias en la línea de costa de la comarca oriental, donde se han inundado viviendas y las calles parecían auténticos ríos, tal y como se puede apreciar en los vídeos grabados por algunos afectados, en los que se ve a vecinos tratando de apartar la riada de la entrada de sus casas y negocios. La peculiaridad de esta tromba es que ha caído tanta agua en tan poco tiempo que algunos muros perimetrales de las fincas inundadas no han resistido la presión y se han acabado desplomando. Ha habido varios casos en la zona oriental, en los que al caer los muros el agua se ha desembalsado de golpe formando «olas de medio metro», agua que se escapó después por las carreteras y entró en garajes, viviendas de planta baja, huecos de ascensor.

El Centro de Gestión de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria ha recibido 161 llamadas, que ha derivado en la gestión de 72 incidencias provocadas por las precipitaciones y la tormenta. La zona más afectada por la tromba de agua ha sido el sector oriental del litoral. Arnuero ha registrado 17 incidencias, Bareyo 16, Meruelo 15, Hazas de Cesto 8 y Noja 3, repartiéndose el resto los municipios de su área de influencia.


1.200 rayos este domingo
A lo largo de todo el día de ayer se han registrado 1.200 rayos en territorio cántabro, centrados especialmente en la comarca de Liébana, la cabecera de los Valles Pasiegos y la costa oriental. Además, el sábado cayeron otros 33 rayos y el viernes, 230.

 En estas localidades los bomberos del 112 con sede en Laredo han realizado 13 salidas por inundación de viviendas, locales, garajes y calles, y la caída de un muro. También se ha visto afectada la red viaria en diversos puntos por la creación de balsas de agua, que en el kilómetro 6 de la CA-147 que une Beranga y Noja, dejaron un vehículo atascado; la caída de arboles y ramas; y la formación de argayos.

El jefe del 112 al mando de estos operativos, Juan Manuel Sánchez, ha explicado que, además del desplome de muros, esta última tormenta ha tenido otro rasgo distintivo, «muchas canalizaciones de pluviales se han sifonado: Las tuberías no han podido canalizar todo el agua que entraba, y al llenarse enteras han cogido tanta presión que las arquetas se han abierto». Esto ha ocurrido, por ejemplo, en Meruelo. Aquí, el agua de pluviales que salía a la superficie se coló en algunos garajes y, además, se han desbordado dos arroyos, generando situaciones muy complicadas en plena noche. «Al llover tanto un riachuelo se convierte en un río, y el río en una riada. Y el agua se va por prados, y si los muros no lo soportan se caen, generando un desembalse repentino con olas que van arrasando», explica Sánchez, que lleva al mando de los dispositivos del 112 toda la semana. Explicó que un fenómeno parecido ocurrió el jueves en los incidentes de San Vicente de la Barquera -los cristales de un supermercado reventaron por la presión del agua- y en Renedo de Piélagos, donde la fuerza del agua acumulada tras la puerta de un garaje entró de golpe y algunos vecinos hasta tuvieron que salir nadando.

La de anoche fue, como la del jueves, una «tromba rápida» localizada en un punto muy concreto, según ha explicado Sánchez, y «a las cuatro o cinco horas» el nivel del agua ha ido bajando en las zonas inundadas.

 Esta mañana también ha llovido con gran intensidad, sobre todo en Santander, donde se ha registrado una precipitación de 22,2 litros por metro cuadrado en apenas dos horas entre las 08.00 y las 10.00 de la mañana- y algunas calles de la ciudad se han inundado, como el acceso al faro, donde se ha registrado una importante balsa de agua.

En la zona occidental también ha habido inundaciones

 También en otros puntos de la región de la zona occidental ha habido problemas por las lluvias de esta mañana. En Treceño (Valdáliga), los bomberos del 112 han tenido que intervenir para achicar el agua acumulada en garajes y huecos de ascensor. La inundación ha alcanzado una altura de 50 centímetros, según informa el 112.


Las peores trombas cayeron anoche

Desde la Aemet apuntan que las peores trombas de agua cayeron antes de medianoche. Por ejemplo, a última hora del domingo, se acumularon 17 litros por metro cuadrado en Tresviso, 14 en Soba, 9 en Fuente Dé. «No son cantidades muy grandes, lo que ocurre es que ha pasado en muy poco espacio de tiempo y por eso puede causar problemas», según el delegado de Aemet en Cantabria, José Luis Arteche. Durante este lunes, los registros más importantes se han visto en la costa central.

Para los próximos días, la Aemet adelanta que la situación de inestabilidad no variará. En un mismo día puede hacer mucho calor, un tiempo de playa y al rato fuertes tormentas. «Hay unas bandas que entran por el mar de oeste a este y que continuarán, aunque esta tarde parece que cesará la lluvia y se podrá disfrutar de la fiesta del Carmen», concluye.
Para mañana martes, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé un día nuboso, con lluvias débiles en el litoral y chubascos ocasionales durante la tarde, más probables en Liébana y poco probables en el extremo sur, y temperaturas máximas en aumento.


El embalse del Ebro ha ganado 1,79 hectómetros cúbicos de agua en la última semana, con lo que retiene 476 hm3 de los 540,6 que puede llegar a albergar, lo que supone que su capacidad ha subido al 88 por ciento.

El incremento anual del volumen de agua embalsada ha sido de 246,36 hm3, de acuerdo con datos de la Confederación Hidrográfica del Ebro, consultados por Europa Press.
En total, la reserva de agua embalsada en la Cuenca asciende en estos momentos a 6.643 hm3, lo que supone el 87% de la capacidad total de embalse de esta cuenca, más que en la misma semana de 2017, cuando tenía 5.163 hm3 y estaba al 68%.

El promedio de 2013-2017 para esta semana es de 5.798 hm3 (el 76% de la capacidad), siendo el mínimo de los últimos cinco años en esta semana los 5.163 hm3 de 2017.

Con estos datos, en la actualidad, la Cuenca supera el promedio de los cinco últimos años, de 2013 a 2017, y se encuentra por encima de la cifra del año pasado y de la del mínimo, que precisamente se produjo en 2017.

EL TEMPORAL CAUSA IMPORTANTES DAÑOS EN GUIPUZCOA Y ALAVA


Varios garajes han quedado anegados, caminos rurales destrozados y árboles caídos durante el fin de semana.

Un hombre ha fallecido en Ilarduya, y están investigando si fue a causa de un rayo.

El temporal que ha producido fuertes tormentas durante este fin de semana ha provocado daños de diversa consideración, especialmente en Gipuzkoa y Araba.

Así, el sábado, un hombre murió en la Ilarduya (Asparrena, Araba) tras salir a pasear con los perros y oírse un fuerte trueno. Su mujer encontró el cuerpo sin vida del hombre, de 67 años.

El cadáver ha sido trasladado al Servicio de Patología Forense de Vitoria-Gasteiz para realizarle la autopsia y determinar si se confirma la hipótesis de que haya fallecido como consecuencia del impacto de un rayo.


En Ataun (Gipuzkoa), una decena de caminos rurales están completamente destrozados por las fuertes tormentas del sábado. Los ríos se han salido de su cauce y han arrastrado todo lo que tenían por delante.
Desde el Ayuntamiento pretenden que hoy mismo entren las máquinas para poder comenzar a limpiar los restos de la tormenta. El barrio más afectado ha sido el de San Martín.
Ayer, volvió a llover y granizar con mucha fuerza y, esta vez en Lazkao, en pocos minutos las calles se convirtieron en ríos, varios portales y garajes fueron anegados y la lluvia rompió varios árboles. Ordizia fue otra de las localidades que fueron testigos de los fuertes aguaceros.


En Vitoria-Gasteiz, hacia las 18:00 horas la tormenta dejó intensos chubascos, rachas de viento muy fuertes y una intensa granizada, quedando algunas calles de la capital alavesa anegadas.

También en Araba, en la AP-68 entre Pobes y Murgia muchos vehículos tuvieron que parar en el arcén porque la conducción era muy peligrosa a causa de la tormenta.

sábado, 14 de julio de 2018

CAE FUERTE TORMENTA DE AGUA Y GRANIZO SOBRE TODA LA RIOJA


El temporal incidió inicialmente en el valle del Najerilla, se extendió al centro de la región y terminó por descargar en el valle del Cidacos

Una gran tormenta de agua y granizo descargó a media tarde de ayer en La Rioja Alta y el área metropolitana de Logroño, con especial incidencia en el valle del Najerilla. La fuerza de la borrasca se extendió finalmente a La Rioja Baja. Se produjeron inundaciones en locales y garajes, hubo cortes temporales del tráfico en algunas carreteras y piedra de un considerable tamaño afecto a diversos cultivos. Los daños, que podrían haber sido considerables, se empezarán a precisar a partir de hoy.


 Las localidades afectadas se sucedieron por docenas, desde la sierra del Alto Najerilla, en Brieva de Cameros, hasta los pueblos del valle: Camprovín, Cordovín, Tricio, Alesanco, Azofra, Cañas, Canillas, Nájera, Uruñuela y Cenicero. Inmediatamente el ojo del temporal se cebó en otras poblaciones de la comarca de Logroño: Entrena, Sorzano, Navarrete, Fuenmayor, Murillo de Río Leza, Albelda de Iregua y Agoncillo. En el valle del Cidacos, con posterioridad, el temporal recorrió Enciso, Arnedillo, Arnedo y Calahorra.


En la comarca de Nájera, a nivel urbano las localidades más afectadas fueron la propia cabecera de comarca, donde el agua bajó torrencialmente desde la zona alta de La Salera y fue a parar con toda su fuerza al casco antiguo, anegando por momentos parte de la plaza de España y la calle Mayor, afectando a algunos inmuebles, incluido algún establecimiento hostelero. También inundó buena parte del Paseo San Julián, obligando a posponer el arranque de la Feria Medieval. En Najerafórum se inundó la planta baja, ya que la fuerza del agua levantó un trozo del piso, por donde entró el agua a raudales.

 En Cordovín, el río del mismo nombre multiplicó su caudal y afectó seriamente a la zona baja del pueblo, inundando por completo el consultorio médico y una vivienda situada enfrente, en la que el agua llegó a alcanzar una altura aproximada de un metro, llegando a sacar a la calle un depósito de gasoil con algo menos de la mitad de su contenido.

jueves, 12 de julio de 2018

FUERTES TORMENTAS INUNDAN CARRETERAS Y VIVIENDAS EN CANTABRIA

San Felices de Buelna ha sido el lugar de España donde más precipitaciones se han registrado, con 42,6 litros por metro cuadrado 

Los vecinos de Miengo continúan sin luz por la inundación de un transformador

Tras dos días de intenso calor, con los termómetros superando los treinta grados, eran de esperar las tormentas. Estaban anunciadas para la tarde de ayer y se presentaron puntualmente para quedarse en la región durante toda la noche. La alerta amarilla, que había previsto la Agencia Estatal de Meteorología, se transformó en naranja. Rayos, truenos y fuertes trombas de agua provocaron un reguero de balsas de agua en las carreteras, inundaciones en viviendas, locales y garajes y cortes en el suministro eléctrico en el municipio de Miengo. Las zonas más afectadas han sido las del litoral principalmente San Vicente de la Barquera, Cabezón de la Sal, Ribamontán al Mar y Castro Urdiales- y las del centro, en la comarca de Torrelavega y Los Corrales de Buelna.

 os vecinos de varios barrios de Miengo, los más próximos al Ayuntamiento, siguen a estas horas sin luz. El agua ha dejado fuera de servicio al transformador de la zona. Técnicos de la empresa Viesgo se desplazaron al lugar a las cinco de la madrugada para intentar solucionar el problema.

Cantabria ha sido el lugar de España donde más precipitaciones se han registrado. De hecho, de los diez primeros lugares del ranking, la región ocupa ocho. San Felices de Buelna lidera la clasificación con 42,6 litros por metro cuadrado. Le siguen de cerca Santillana del Mar (41,6 litros), Sierrapando (35,2 litros) y Bárcena de Cicero (35 litros). En Santander cayeron 30,2 litros.

El 112 ha recibido en total 227 llamadas que han derivado en la gestión de 105 incidencias. Los bomberos de la zonas afectadas, según explica el Centro de Gestión de Emergencias del Gobierno regional en un comunicado, realizaron las salidas durante toda la noche para atender inundaciones en viviendas, garajes, locales y calles de Val de San Vicente, Piélagos, Ribamontal al Mar, Camargo, El Astillero, Valdáliga, Puente Viesgo, Villaescusa, Cabezón de la Sal, Torrelavega, Santander y Alfoz de Lloredo. En Santander, los bomberos han atendido ocho incidencias con algunas salidas fuera del municipio.

Balsas de agua en carreteras y autopistas

También se han registrado balsas de agua en las carreteras que, en algunos casos, han afectado a autovías, autopistas y carreteras nacionales y comarcales. Según el 112, estas incidencias se han producido en la A-8, a la altura de Cabezón de la Sal, y la S-10, en El Astillero. También se han visto afectadas las nacionales N-623, a su paso por Piélagos y Camargo, y la N-611, en Los Corrales de Buelna. Las carreteras autonómicas con más problemas han sido la CA-600; a la altura de Puente Viesgo; la CA-310, en Camargo; la CA-181, a su paso por Val de San Vicente; y la CA-240, en Camargo.

 Las fuertes tormentas también provocaron anoche que el último vuelo del Aeropuerto Seve Ballesteros, un Air Nostrum entre Madrid y Santander, tuviese que ser cancelado.

 La Agencia Estatal de Meteorología ha mantenido activa la alerta amarilla por precipitaciones en el litoral y el centro y el valle de Villaverde hasta las nueve de esta mañana. La previsión es que el tiempo mejore a lo largo del día, aunque no se descarta que se registre por la mañana alguna tormenta más.

ZARAGOZA AMANECE CON DESTROZOS Y VARIAS CALLES CORTADAS POR LAS TORMENTAS


Los Bomberos de Zaragoza tienen pendientes entre 30 y 35 servicios y el Tranvía está restablecido completamente.

Después de la tormenta siempre llega la calma. Este jueves 12 de julio Zaragoza ha amanecido con el cielo despejado tras la corta pero intensa tormenta del miércoles que descargó 17 litros por metro cuadrado en apenas 10 minutos.

Sin embargo, los Bomberos de Zaragoza todavía tienen aproximadamente entre 30 y 35 servicios pendientes debido a las lluvias del miércoles, cuando realizaron entre 130 y 140 salidas. La retirada de ramas y la revisión de tejados y cornisas fueron y serán los principales motivos de estas intervenciones.

 Por otro lado, el servicio del Tranvía está totalmente restablecido, según fuentes de la compañía, después de que permaneciera cortado entre las paradas de Gran Vía y Romareda hasta el final del servicio, a la media noche. Este jueves el servicio ha funcionado con normalidad desde la primera salida de los convoys a las 04.52. El Tranvía tuvo que paralizarse debido a la caída de varias ramas de gran tamaño sobre la catenaria de este a la altura de la plaza de San Francisco.



Calles cortadas y semáforos apagados

La Policía Local de Zaragoza ha informado que se encuentran apagados los semáforos de la intersección de Gómez Laguna con Juan Carlos I, aunque el servicio podría restablecerse en cualquier momento. Además, permanece cortado debido a la caída de un árbol el acceso a la calle de Domingo Miral con Pedro Cerbuna.

 El Ayuntamiento de Zaragoza ofrecerá una rueda de prensa este miércoles a las 10.40, a cargo del consejero de Servicios Públicos Alberto Cubero para evaluar los daños ocasionados por la tempestad.


Lluvia torrencial

Los 17 litros por metro cuadrado que cayeron en la ciudad junto con las rachas de viento que alcanzaron los 100 kilómetros por hora elevaron la tormenta a la categoría de lluvia torrencial debido al escaso tiempo en el que se acumularon.

Fue este corto espacio de tiempo, unos diez minutos, el que sumió en el caos a la capital aragonesa durante las horas posteriores con más de 50 árboles desplomados, algunos sobre coches y motos, entre otros. Muchos de ellos también cortaron el tráfico en vías pequeñas y grandes, como Sagasta, la avenida Puente del Pilar, Asalto, Cesáreo Alierta, parque de La Paz, Cosuenda o el paseo de Longares, entre otras.

Otra de las vías que también sufrió la fuerza del agua fue en Delicias, en la calle Demetrio Galán Bergua, donde decenas de coches se desplazaron flotando y se amontonaron debido a la gran acumulación del agua.

martes, 10 de julio de 2018

CINCO MUERTOS POR UN INCENDIO PROVOCADO POR UN ESPAÑOL EN PAU - FRANCIA



El incendio ha provocado la evacuación de 27 habitantes del edificio y el cierre del barrio.
La Generalitat alerta de que la campaña de incendios en Cataluña podría complicarse a mediados de verano.

Cinco personas murieron este martes, uno de ellos un niño, en el incendio de un inmueble del centro de la localidad francesa de Pau, en Francia.

El fuego fue provocado presuntamente por un español que se suicidó.

El fuego fue causado por un individuo en el primer piso de un inmueble, donde vivía una familia de origen español, aunque hasta el momento no se ha informado de si el presunto autor era miembro de la familia o no.

Tras causar la muerte de cuatro personas, entre ellas un niño, el autor de las llamas se suicidó, señalaron las fuentes.

Por el momento se desconocen las causas del drama que motivó la evacuación de 27 habitantes del edificio así como el cierre del barrio en el que se encuentra, un céntrico inmueble de la calle Richelieu de la ciudad situada a los pies de los Pirineos.